Exterior de la cabecera de la iglesia de Leyre

El Cister Ibérico

Un recorrido por los monasterios cistercienses de la península ibérica

  Inicio / El Cister en Navarra / Monasterio de Leyre / La iglesia

 

Monasterio de Leyre: la iglesia

Se accede a la iglesia abacial a través de una puerta abierta en el muro norte, que en el templo primitivo comunicaba con el claustro, esta puerta es la segunda en cronología después de la que hemos mencionado en el acceso a la cripta, de la que se diferencia en su elaboración mas evolucionada, pues ya tiene dos columnas laterales con sus respectivos capiteles con adornos geométricos.

El interior de la iglesia nos sitúa en una anomalía entre lo que conocemos de las iglesias cistercienses, de la que se separa estilísticamente y en toda su elaboración, recordemos que se trata de un monasterio benedictino que se une a la congregación cisterciense en el siglo XIII.

La cabecera triple de capillas semicirculares, cubiertas por bóveda de horno al igual que las de la cripta, precedidas de una nave recta, la central mayor que las laterales con bóvedas de cañón, con arcos fajonjes de medio punto, y que solo se componen de dos tramos. las naves se delimitan con cuatro pilares cruciformes con semicolumnas adosadas, con capiteles que en general siguen el esquema decorativo de la cripta. En el fondo de cada uno de los ábsides una ventana permite la iluminación, carecen de adorno alguno. En la pared sur existieron dos ventanas una en cada tramo de la nave pero que se cegaron al construir el monasterio nuevo.

Por tanto estamos ante una iglesia que corresponde con el estilo benedictino cluniacense, inspirada en la iglesia abacial de Cluny II

En el ábside central encontramos el altar que se traslado desde la cripta en 1996 y que corresponde a la primera etapa románica del monasterio

La iglesia consagrada en 1057, se prolongo en sus muros laterales hasta contactar con la primitiva iglesia prerrománica con la que convivió durante un tiempo.

La segunda fase de construcción, en tiempo de Sancho Ramírez, comprende la realización del perímetro del templo, con la prolongación de sus muros laterales , dando lugar a una gran nave rectangular, cubierta con techo de madera , que significó la desaparición del primitivo templo mozárabe, se corresponde con un estilo románico mas avanzado. En el muro sur se abrieron dos ventanas en el segundo y tercer tramo de la nave, y una puerta que comunicaba con el exterior del monasterio y que desde el siglo XVI da acceso a una capilla denominada del santo sacramento o de las santas Nunilo y Alodia, cuyo retablo adorna la cabecera. Esta puerta demuestra una labor escultórica que corresponde con un estilo plenamente románico, de primer tercio del siglo XII, por lo que estamos ante la tercera portada en antigüedad del monasterio, tiene un tímpano con crismón y tres columnas adosadas en cada lado del vano , adornadas con capiteles vegetales y racimos de uva, sosteniendo sus correspondientes arquivoltas de medio punto adornadas con molduras en bocel y una chambrana exterior de la misma molduración.

La capilla sirvió como sala capitular en tiempos de la observancia cisterciense y fue construida en tiempos del abad Miguel de Leache (1501-1536) cuyas armas se representan en la clave de la bóveda de crucería estrellada que cubre la capilla. El retablo de las santas Nunila y Alodia, fue realizado por Juan de Berroeta en 1633, en tiempos del abad cisterciense, Antonio de Peralta y Mauleón (1614-1652) y se hizo a semejanza de otro que se conserva en el monasterio nuevo que está dedicado a San Bernardo. En este retablo aparecen las figuras de las dos mártires en el nicho central y de los otros mártires Emeterio y Celdonio, también copatrones del monasterio y de cuyas reliquias se nutrió el monasterio durante la edad media.

En el lado opuesto de la nave se encuentra un arcosóleo que acoge el panteón de los reyes de Navarra, cerrado con una reja de hierro forjado, se custodian en un arca neogótica de madera con ornamentos metálicos, en la que según informa la inscripción en bronce, descansan los restos de los reyes de Navarra desde Sancho Garcés hasta García Sánchez el trémulo, ademas de dos príncipes y siete reinas," cuyos restos permanecen en esta arca desde el 8 de julio de 1915"

La nave se cubre con una bóveda de crucería gótica de cuatro tramos de medios terceles y ligadura los tres primeros y de crucería simple con ligadura longitudinal la de los pies. El primer tramo tiene en su clave el escudo de los reyes de Navarra-Francia, los dos centrales los del abad Miguel de Leache, por lo que su datación sería de la primera mitad del siglo XVI

Porta speciosa
Cripta

Vista general de la iglesia desde los pies

Nave gótica

Vista general de la iglesia de Leire Nave gótica de la iglesia de Leire

Bóveda de la nave gótica

Nave lateral de la iglesia románica

Bóveda de la nave gótica de la iglesia de Leyre Nave lateral de la iglesia románica de Leire

Cabecera de la iglesia de la fase románica

Nave central de la iglesia gótica y capilla mayor

Cabecera de la iglesia románica de Leire Nave central y capilla mayor de la iglesia románica de Leyre

Vista exterior de la cabecera con la cripta con sus cuatro ventanas en la parte baja y las tres de la iglesia románica

Nave lateral iglesia románica

Vista exterior de la cabecera de la iglesia románica de Leyre Nave lateral de la igleisa románica de Leire

Portada de la capilla de las santas Nunilia y Alodia

Retablo de las santas

Puerta de acceso a la capilla de las santas Nunila y Alodia en la iglesia de Leire Retablo de las santas Nunila y Alodia en la iglesia de Leire